fbpx

Como utilizar el aceite de coco

Última actualización: 18.07.19

 

Cómo utilizar el aceite de coco

 

Que el coco es un gran alimento es algo que todo el mundo sabe. Tanto en su forma normal como en pasta y otras aplicaciones, el producto nos ofrece una gran cantidad de nutrientes y elementos propios que permiten poder aportar a nuestro organismo todo lo que necesita. Algo que las empresas de cosmética han sabido ver y progresivamente van incorporando también a sus productos.

 

Sin embargo, la mejor idea es usar directamente el aceite de coco sobre tu cuerpo, ya que es la forma más eficaz de aprovechar todos sus efectos. Al aplicar el producto en formato puro y libre de los elementos que suelen incluir este tipo de cosméticos industriales es mucho más eficaz y sano para tu cuerpo. Veamos qué propiedades tiene el aceite y como aprovechar sus nutrientes.

 

Aceite de coco para el pelo

Uno de los campos donde más aplicaciones tiene el aceite de coco es en el cabello. Los nutrientes esenciales presentes en este aceite pueden reforzar tu pelo y evitar diferentes problemas que le afectan, de modo que el uso de una pequeña porción de este aceite puede ser un mejor complemento que el mejor de los champús o productos nutritivos que puedas usar sobre tu pelo.

Como ejemplo, podemos hablar del uso del aceite de coco acondicionador natural del cabello. En este caso bastan un par de cucharadas de aceite, unos 30 gramos, aplicados sobre el cabello levemente húmedo después de la ducha. Una vez aplicado tapamos el pelo con una toalla y lo dejamos actuar sobre una hora para que el pelo absorba todos sus nutrientes. El resultado es un pelo más ligero y nutrido. De hecho, este sistema también contribuye al crecimiento y fortalecimiento del pelo, gracias al ácido laúrico presente en el aceite.

Otra opción interesante es usar el aceite para luchar contra la caspa o el encrespamiento. Para luchar contra la caspa basta tomar un par de cucharadas del aceite de coco y acompañarlo de 5 gotas de esencia del árbol del té. Esta mezcla se aplica durante 30 minutos en el  cabello, aclarando posteriormente. Para el encrespamiento basta con frotar una cucharilla de aceite para que el pelo quede suave y listo, sin excesiva sensación grasa.

Aunque estas son algunas de las principales aplicaciones del aceite, hay muchas más opciones para cuidar tu cabello, que puedes disfrutar de forma adecuada, siguiendo las diferentes recetas que puedes encontrar en la red.

 

 

Aceite de coco para la piel

Tal como ocurre para el cabello, el aceite de coco también puede hacer maravillas sobre nuestra piel. En este caso la principal ventaja que aporta el aceite de coco son sus nutrientes esenciales, que son ideales para nutrir tu rostro con todos aquellos elementos que necesita para mantenerse fresca y en mejor estado. Incluso sirve para poder defender la piel de las posibles agresiones externas como el sol o la sequedad ambiental, entre otras.

En este caso el uso resulta sencillo. Como siempre  debemos empezar con nuestra rutina de limpieza facial habitual para eliminar cualquier posible resto de suciedad de la  cara.

Esto permite que la piel se ventile y admita mejor el tratamiento posterior que vamos a aplicarle. Una vez hecha la limpieza es el momento de aplicar el tratamiento tanto sobre las bolsas de la cara como sobre los labios. Dos zonas que requieren una hidratación profunda y que gracias a este aceite es posible obtener sin complicaciones.

Otra ventaja de este aceite de coco es que puede utilizarse como si fuera una crema hidratante convencional, de las que solemos usar para después de la ducha. En este caso basta con aplicar una pequeña cantidad de este aceite sobre la piel de nuestro rostro y distribuirla con mimo para que todos los aceites y nutrientes se asimilen de forma adecuada.

Si eliges un aceite que no sea excesivamente graso, seguramente no tendrás necesidad de aclararte la cara cuando acabes. De todos modos el producto puede usarse tanto sobre la cara como en cualquier parte de tu cuerpo que tengas que hidratar y cuidar.

 

Conclusiones

Tal como hemos visto, el aceite de coco es un producto con unas grandes propiedades nutricionales para tu pelo o tu piel. Un producto que, si tienes la precaución de elegirlo con la mejor calidad, te permite disfrutar de una hidratación más efectiva, sin los elementos nocivos de las  cremas tradicionales.

Un producto polivalente que, además, puedes utilizar en casi cualquier parte del cuerpo, de modo que no tendrás que comprar un producto para cada zona del cuerpo. Así que aprovecha estas propiedades y empieza ya a disfrutar de los efectos de este gran producto sobre tu piel.

 

 

 

Leave a Reply

avatar
  Suscribir  
Notificar de
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...
DMCA.com Protection Status