La depilación láser, cada vez más de moda entre los hombres

Última actualización: 03.06.20

 

Los tiempos en los que el hombre, como el oso, cuanto más vello más hermoso han pasado a la historia. El problema es que frente al vello de la mujer, generalmente más fácil de eliminar, el del hombre requiere de soluciones más drásticas como el láser, que cada vez tiene más adeptos entre los hombres de hoy.

 

Cada vez son más los hombres que deciden eliminar su vello corporal mediante sistemas que van más allá de las soluciones domésticas. Y es que frente a los cortapelos, la cera, las cremas y otros productos, que ofrecen un efecto temporalmente limitado, existen alternativas de mayor eficiencia y que incluso pueden ayudarte a olvidarte del vello para siempre. Hablamos de la tecnología láser que, si se ejecuta adecuadamente y en un centro con las garantías necesarias carece de riesgos y permite eliminar para siempre el pelo en prácticamente cualquier zona de tu cuerpo, de los pies a la cabeza. Para el láser no hay cabello problemático ni rebelde que no caiga, con el adecuado número de sesiones.

 

En qué consiste la depilación láser para hombre

Si no sabes en qué consiste esta técnica y te da algo de miedo el tema del láser vamos a conocerla un poco mejor. La tecnología láser no requiere más que del uso de la luz del láser, que no es más que un tipo de “lámpara” con una alta intensidad y potencia, sobre aquellas zonas en las que se encuentra el pelo. Gracias a la alta potencia que estamos comentado esta luz es capaz de profundizar en la piel, de modo que llega al folículo piloso, responsable de que ese pelo esté ahí.

A medida que la luz láser incide sobre el folículo este empieza a debilitarse, de modo que el vello cada vez será más débil y llegará un punto en que no volverá a aparecer. Este es el objetivo último de esta técnica, que es una de las pocas soluciones que tenemos a nuestro alcance en lo que a lograr una depilación definitiva se refiere. Solo es necesario algo de paciencia, puesto que el número de sesiones son variables dependiendo del tipo de pelo, su cantidad y su resistencia. Pero al final el resultado siempre es el mismo: zonas sin vello y sin problemas.

Dónde se puede aplicar

Otra de las ventajas de esta tecnología láser es que la misma no conoce límites respecto de sus aplicaciones. Las máquinas actuales cuentan con tecnología suficiente como para alcanzar cualquier zona del cuerpo y también para tratar desde el vello del pecho o los hombros hasta el de las piernas o de las genitales. Basta con variar los parámetros del láser conforme a lo que sea necesario para lograr el resultado correcto.

Si echamos un vistazo a lo que cuentan los profesionales, en la actualidad las zonas más demandas respecto de la depilación láser son el pecho, la espalda, el abdomen y, últimamente, los hombros. También son frecuentes las depilaciones de piernas y brazos en los más deportistas, tales como los ciclistas, triatletas o futbolistas. De todos modos, tal como hemos comentado, no hay zona en la que el láser no pueda aplicarse.

 

La depilación genital, otro puente fuerte

Una de las zonas en las que la depilación láser femenina es altamente demanda es en la que se encuentra cerca de los genitales, como las ingles o los propios genitales. Un aspecto que, considerando la mayor dificultad de la depilación masculina, hace que la técnica sea idónea para acabar con el vello. No obstante, no es una de las zonas que hoy día estén de moda en las consultas de los profesionales. También es cierto que, considerando que la mayor parte de las profesionales son mujeres y el lógico pudor masculino, es probable que muchos hombres dejen estos tratamientos como última opción a la hora de eliminar el vello en estas zonas.

De todos modos si es cierto que frente a otras soluciones, tales como las cuchillas, las depiladoras o incluso la mejor crema depilatoria para hombres de genitales que podamos encontrar, la depilación láser tiene un efecto definitivo y es totalmente segura para el cuerpo. Solo tenemos que tener la precaución de elegir un centro debidamente homologado y que nos dé tanto la seguridad en el tratamiento como la necesaria eficiencia del resultado que, al igual que ocurre en otras zonas, es definitivo.

Inconvenientes del láser

Aunque es cierto que el láser bien aplicado tiene grandes ventajas lo cierto es que también hay algunos inconvenientes que debemos conocer. Uno de ellos son los pelos encarnados, que pueden aparecer durante el tratamiento. Dado que el pelo va perdiendo fuerza es posible que este no tenga capacidad de salir por completo y se encarne. De todos modos, es algo que también puede solventarse fácilmente durante las sesiones posteriores.

Otro problema tiene que ver con el dolor que puede generarse al disparar el láser y actuar sobre el folículo. Una cuestión que los equipos más modernos solventan adecuadamente, de manera que lo que hoy día se percibe solo es calor. Aún así, incluso en el caso de que se usen equipos no tan modernos lo cierto es que el dolor es similar a un ligero picor. Nada que no sea soportable.

Finalmente, es importante hablar del precio. Frente al coste ajustado de una crema o una depiladora corporal nos encontramos como el precio del láser es bastante más elevado. El precio final del tratamiento depende del número de sesiones y de las zonas a tratar, por lo que darte una estimación es complejo. Lo que sí podemos decirte es que el precio puede rondar varios cientos de euros. En paralelo,también tenemos el inconveniente de que tendrás que desplazarte varias veces al centro para el tratamiento, aunque las sesiones si suelen ser largas. Al menos tienes la tranquilidad de que una vez que lo acabes no tendrás que preocuparte más por el vello.

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
DMCA.com Protection Status