Consejos para escoger un difusor para aceites esenciales

Última actualización: 30.11.20

Este sitio web está sostenido por los lectores. Cuando compras a través de los links de nuestra página, podemos ganar una pequeña comisión de afiliación. Revisa más información sobre nosotros.

 

Para exprimir los beneficios de la aromaterapia en tu hogar, es posible que necesites un difusor para aceites esenciales. Este aparato se encarga de difundir los deliciosos aromas de los aceites y aromatizar cualquier estancia. 

 

De un tiempo a esta parte, los difusores para aceites esenciales están adquiriendo gran popularidad. Se antojan como la mejor compañía de estos aceites vegetales, pues su cometido es impregnar el ambiente con sus ricos olores. Además de aromatizar el hogar, también se encargan de trasladar las propiedades de los diferentes aceites esenciales a los habitantes de la casa.

Los difusores son artículos muy sencillos que se presentan en variados formatos. Hay unos modelos más o menos pequeños y más o menos vistosos. Muchos funcionan mediante ultrasonidos, lo que significa que transforman el aceite esencial en la fina niebla, de ahí que el aroma enseguida llegue a nuestro olfato.

No cabe ninguna duda de que el uso de aceites esenciales para humidificador o difusor es una buena fórmula para impregnar el hogar de un aroma agradable y sobre todo 100 % natural.

A la hora de seleccionar el modelo más idóneo, conviene que te hagas 2 preguntas. En primer lugar, pregúntate para qué lo necesitas. Por ejemplo, es posible que solo busques un difusor para que tu hogar adquiera un matiz olfativo diferente o, quizás, para aliviar alergias, evitar el estrés, relajarte y un largo etcétera.

La segunda cuestión que debes plantearte está relacionada con las dimensiones de la estancia que deseas aromatizar. Se trata de un factor muy importante, dado que dependiendo de su tamaño, necesitarás un difusor u otro.

Sin más dilación, vamos a pasar a ver algunas recomendaciones para seleccionar el mejor difusor del mercado.

 

Tipología del difusor

Previamente a adquirir los mejores aceites esenciales para humidificador del 2020, conviene que conozcas cuántos tipos de difusor existen. En términos generales, podemos decir que hay dos posibilidades.

 

Difusor ultrasónico

 

El difusor ultrasónico es el más novedoso. Como mencionamos unas líneas más arriba, se trata de un artefacto que funciona por ondas ultrasonido que transforman los aceites esenciales en una bruma muy agradable. Es perfecto sobre todo si vives en una ciudad cuyo clima es demasiado seco. En verano, puede refrescar algo el ambiente, mientras que en invierno, permite paliar los inconvenientes causados por el uso continuado de la calefacción, la cual tiende a resecar bastante el aire. Gracias a que aportan cierta humedad, estos difusores resultan estupendos para mejorar la respiración. Para usarlo, solo necesitas verter 5 gotas de tu aceite esencial favorito en el agua.

 

Difusor en seco

Muy interesantes son también los difusores en seco. Estos aparatos funcionan de manera distinta a los anteriores, ya que, en este caso, arrojan un chorro de aire en el que van adheridas las micropartículas de los aceites esenciales. Al contrario que los anteriores, no precisan de agua. Los difusores en seco son recomendables para los climas húmedos y, en general, para las estancias de mayor tamaño. Para utilizarlos, debes agregar entre 10 y 15 gotas de aceite esencial. Como puedes observar, es un modelo que requiere más cantidad de aceites.

 

Capacidad del difusor

La capacidad del difusor que necesites irá en función de las dimensiones de la habitación. Como es lógico, cuanto mayor sea la estancia, mayor deberá ser la capacidad de este artilugio. Para que te hagas una idea, los difusores más pequeños del mercado suelen ofrecer en torno a 100 ml de capacidad, mientras que los más grandes tendrán una capacidad superior a 300 ml. Los primeros están indicados para habitaciones de hasta 25 m2 aproximadamente. Cabe señalar también que los difusores más pequeños pueden funcionar entre 3 y 4 horas ininterrumpidamente. Por su parte, los de mayor capacidad podrían albergar líquido suficiente para 10 horas sin parar.

 

Modos de ajuste

Un tercer aspecto a tener en cuenta en el momento de adquirir un difusor es la opción de regular su funcionamiento. En este punto, nos referimos a la posibilidad de ajustar parámetros como el tiempo de actuación o bien la intensidad de la bruma. Hay modelos en el mercado que permiten escoger entre modos de ajuste de 1, 3 o 6 horas, lo que significa que no tendrás que preocuparte de estar apagándolos. En cuanto a la intensidad del chorro o de la bruma, viene muy bien para ajustarla a cada tipo de habitación.

Luz y otros detalles

Aunque pueda resultar un factor secundario, la inclusión de luz es clave si deseamos agregar a nuestra sesión de aromaterapia las bondades de la cromoterapia. Un difusor que incorpore una luz LED permitirá añadir un detalle extra para relajarse o para llevar a buen término el tratamiento en cuestión. Otra ventaja adicional es que puede servir de lámpara para, por ejemplo, leer un libro antes de dormir. Es más, hay difusores que también incluyen la posibilidad de reproducir música, por lo que los efectos de la aromaterapia se ven potenciados con estos extras.

 

Diseño

Cómo no, la parte estética es siempre un aspecto importante a considerar. No en vano, el difusor de aceites esenciales puede convertirse en un artículo decorativo, por lo que puedes elegir su diseño en función del efecto que desees obtener. En este sentido, recuerda que hay modelos más sencillos y más recargados; más pesados y menos. Si vas a estar moviéndolo de un sitio a otro, te conviene apostar por un difusor que no sea muy voluminoso. 

 

Tipos de aceites esenciales

Aunque no relacionado directamente con la elección del difusor, conocer los tipos de aceites esenciales a tu disposición te ayudará a seleccionarlos correctamente para satisfacer tus necesidades. Por ejemplo, para un efecto calmante, opta por aceite esencial de lavanda o de naranja. Si deseas tratar el insomnio, echa mano del aceite de ylang-ylang, mientras que si quieres mantener a raya a los insectos, los mejores aliados son el de eucalipto y el de citronela. Por último, escoge aceite esencial de ravintsara si lo que buscas es alejar los resfriados de tu hogar. 

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
DMCA.com Protection Status