Pasar el verano sin usar ventilador ¿Es posible?

Pasar el verano sin usar ventilador ¿Es posible?

Última actualización: 20.11.19

 

En un mundo moderno, lleno de avances tecnológicos y dispositivos que nos ayudan en casi cualquier tipo de tarea, podríamos pensar que resulta casi imposible prescindir de los aparatos eléctricos. Por eso es probable que asumamos, que no se puede pasar el verano sin al menos tener un ventilador cerca, pero ¿Es esto realmente cierto? ¿Cómo hacían entonces en la antigüedad? Bueno, no trataremos de regresar en el tiempo, pero si de analizar alternativas eficientes, para esos casos en los que no podemos echar mano de estos aparatos, ya sea por razones de salud, porque estamos en una casa de campo rústica o alguna otra situación.

 

Utiliza algún paño húmedo

Algunas opciones eficaces están al alcance de nuestra mano y no requieren demasiado esfuerzo. Un remedio simple para tolerar mejor la temperatura elevada en el ambiente es utilizar un paño húmedo alrededor de tu cuello, esto funciona porque no solo otorga la sensación fresca en una parte del cuerpo, sino que también puede disminuir ligeramente la temperatura de la sangre que atraviesa las importantes arterias que están en él y llevarán este fluido a todo el cuerpo. De esta forma, disminuyes la temperatura en general, aunque sea solo un poco logrando estar más confortable.

 

Bebe suficiente agua

Como segundo punto, debemos pensar en que el agua es un maravilloso regulador térmico. Si nos enfocamos a realizar un análisis científico, es mucho más difícil calentar un cuerpo con una mayor cantidad de agua. Entonces, una manera de mantener tu cuerpo en una temperatura aceptable y evitar que se sobrecaliente es hidratarlo. ¿Cómo puedes hacerlo?

Sencillo, bebiendo suficiente agua. Esto puede parecer muy obvio, sin embargo hay personas para quienes realizar esto supone un verdadero esfuerzo, porque el reflejo de la sed no es tan demandante como en otras personas, por lo que probablemente no les apetezca demasiado y cuando están expuestas al calor corren un mayor riesgo de deshidratarse.

 

 

Mantén cerradas las habitaciones cálidas

Por razones de diseño o bien, por la orientación de nuestro hogar, algunas habitaciones suelen ser más cálidas que otras. Estas habitaciones pueden irradiar su calor hacia otras a través del aire que se encuentra circulando, logrando que con el transcurso de las horas todo el espacio continuo a ellas eleve la temperatura considerablemente. Una alternativa para evitar esto es mantenerlas cerradas, incluso colocar algún paño húmedo en las aberturas inferiores por donde podría escapar algo de calor.

 

Si tu casa es de dos plantas elige la inferior

Generalmente nuestros techos reciben bastante radiación solar durante el día, que los hace incrementar su temperatura en el verano y transmitirla hacia las habitaciones. Por esta razón es muy común que las casas de dos plantas o más sean mucho más cálidas en las plantas superiores que en las inferiores. Un cambio podría ser benéfico y cómodo; si tienes la posibilidad de dormir en la planta baja no sería una mala idea.

 

Aprovecha cualquier brisa

Si detectas que el viento comienza a soplar, entonces es momento de permitir que atraviese tu casa para que el aire se recicle y entre otro más fresco. Por otra parte, durante la noche es normal que la temperatura descienda, también es tu oportunidad de permitir que el aire caliente salga. Puedes permitir que se creen corrientes para que se refresque, identificando las puertas y ventanas que permiten que circule el aire libremente. En caso de que en tu ciudad la temperatura descienda bruscamente durante la madrugada, puedes dejar al menos una parte de ellas abierta.

 

Realiza algún proyecto de refrigeración natural para tu hogar

Las áreas verdes siempre refrescan, por lo que proveer a tu casa de plantas siempre será una buena opción para reducir la temperatura, ya sea tanto adentro como afuera. Si tienes la posibilidad de plantar un árbol frente a una ventana por la que entra aire muy caliente, esto disminuirá la temperatura de ese en particular.

También funcionan muy bien las enredaderas que se adhieren a la pared, porque con el tiempo crean una amplia área de sombra, debajo de la que circula aire que se refresca y de esa manera disminuyen la exposición de las superficies a la radiación directa del sol; por consecuencia se sobrecalientan mucho menos.

Esto mismo ocurre con los proyectos para azoteas verdes, no solo tendrás la posibilidad de hacer que tu techo luzca bien, incluso podrías cultivar algunos vegetales para autoconsumo y al mismo tiempo, evitarás que el sol logre calentar tu techo en exceso.

 

 

Utiliza cortinas opacas

Hay algunas horas del día en las que probablemente tus ventanas permiten la entrada de los rayos del sol. En estos momentos es mejor hacer uso de las cortinas más opacas que tengas a mano para bloquear estos rayos. Puede ser que por un momento tu habitación esté en penumbra, pero puedes reducir la temperatura hasta en un 30% aproximadamente, en comparación con no realizar esta medida preventiva. Además, siempre puedes encender la luz en caso de ser necesario.

 

Cambia tus focos incandescentes

Hablando de la luz para iluminar tu hogar… Si aún tienes montadas en tus lámparas focos incandescentes, tal vez sea el mejor momento de cambiarlos. No sólo vas a ahorrar energía, sino que reducirás una fuente de calor especialmente por la noche cuando es indispensable encenderlas.

 

Evita en lo posible utilizar los hornos convencionales

A menos que sea indispensable, podrías elegir preparar alimentos que no necesitan cocinarse en el horno. Esto es debido a que al encender este aparato, tu cocina puede convertirse en una fuente generadora de aire caliente, que se esparcirá por tu hogar elevando aún más la temperatura.

 

Evalúa la posibilidad de dormir en el suelo

Por naturaleza, el aire caliente tiende a mantenerse en las zonas altas de la habitación, mientras que el aire con una temperatura más fría bajará. Esto significa que tu cama, irremediablemente estará en un ambiente más cálido de lo que podría estar el suelo. De manera que si buscas dormir más fresco, hacerlo al estilo oriental en un futón, podría ser una buena opción durante el verano.

 

Leave a Reply

avatar
  Suscribir  
Notificar de
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...
DMCA.com Protection Status