Los 5 Mejores Aceites 5W40 de 2020

Última actualización: 27.06.20

 

Aceite 5W 40 – Guía de compra, Opiniones y Análisis

 

Si hay cuestiones en las que no merece la pena ahorrar cuando de nuestro coche se trata es su mantenimiento. Algo que cubre aspectos tan importantes como el aceite de su motor. Un aceite de calidad es fundamental para reducir el riesgo de averías, mejorar el rendimiento del coche e incluso reducir el consumo de combustible. Si necesitas un aceite 5W40, puedes optar por productos de calidad como el Total Quartz 9000 Energy. Este aceite es apto para todo tipo de motores tanto diésel como de gasolina, ofreciendo una tecnología sintética de alto nivel, con la que reducir la fricción e incluso mejorar el arranque en frío. Otro clásico de este tipo es el Repsol Elite 50501 TDI. Un producto diseñado específicamente para los vehículos del grupo VAG, tales como Seat, Volkswagen y Skoda, que ofrece una alta durabilidad e incluso optimiza el rendimiento de los vehículos con filtro de partículas.

 

 

Tabla comparativa

 

Lo bueno
Lo Malo
Conclusión
Ofertas

 

 

Guía de compra – ¿Cuál es el mejor aceite 5W40 del mercado?

 

El aceite de motor es un líquido responsable del funcionamiento fluido del motor y del rendimiento futuro de tu vehículo. Por eso conviene dedicarle algo de tiempo a buscar un producto premium y no usar un aceite de mala calidad. Una tarea en la que conocer nuestros consejos para comprar el mejor aceite 5W40 te será de gran utilidad, para dar con el lubricante perfecto para tu vehículo sin complicaciones.

Base del aceite

Uno de los aspectos básicos de cualquier aceite de calidad es la base, que tiene un gran peso en cuánto cuesta el aceite y cuan efectivo puede llegar a ser. Tradicionalmente, las bases de los aceites solían ser minerales y procedían de derivados del petróleo. Hoy día, se estilan más los productos con bases sintéticas, elaborados a partir de ésteres desarrollados en laboratorio y con un cometido concreto.

A la hora de elegir, lo suyo es ver qué dice el manual del vehículo al respecto. Lo habitual es que los compuestos que encontremos en una comparativa de aceites 5W40 tengan base sintética o semisintética, por lo que su durabilidad y resistencia son elevadas. Más aún en los lubricantes denominados Long Life, que tienen intervalos de mantenimiento más amplios y a la larga tienen un coste más económico.

Para conocer cuál es la composición del aceite basta con echarle un vistazo a la etiqueta y la información técnica del producto. Algo importante en los de base sintética, dado que según varíe la formulación del fabricante es posible que la misma tenga diferentes efectos en sus motores. Un aspecto a valorar en vehículos modernos con filtro de partículas, por poner un ejemplo.

 

Estándares del aceite

Tal como pasa cuando se trata de elegir cualquiera de estos aceites, en el caso del 5W40 también es clave optar por un producto que cumpla con los estándares correspondientes y necesarios a nuestro vehículo. Hoy día, cada fabricante tiene sus propias especificaciones, que se suman a las específicas del mercado de aceites actual.

Empezando por la de los fabricantes, cada grupo principal suele tener una serie de especificaciones concretas. Entre estos fabricantes se encuentra el grupo VAG, que reúne marcas como Volkswagen, Seat o Audi, el grupo PSA con marcas como Peugeot o Citroen. Por cierto, no todas las marcas tienen estos estándares. En tal caso, sirve cualquier aceite de calidad.

Respecto de las normas generales, las mismas son una serie de estándares que establecen los parámetros básicos del aceite. Las mencionamos sin profundizar demasiado dado que no se actualizan desde hace tiempo y hoy casi todos los fabricantes están al día. Entre ellas, tenemos las normas API y la ACEA, establecidas por los organismos internacionales a nivel europeo. Las más actuales son la API SN, de 2010, y la ACEA A5/B5 de 2008. Así que su cumplimiento no es problema.

Presentación del aceite

Como aspecto final, vamos a echarle un vistazo a la presentación del aceite que hayamos elegido. Dentro de la oferta que las marcas ofrecen al usuario final, encontramos dos presentaciones clásicas: lata de 1 litro, de 4 y de 5 litros. En cuanto al segmento profesional, las presentaciones se amplían hasta los cientos de litros de los bidones y depósitos. Más baratas pero que, obviamente, un usuario final no va a usar en toda la vida del vehículo.

Si la idea es realizar un cambio de aceite general, la opción más recomendable es la de cinco litros. Una cantidad suficiente para realizar dicho cambio y también para que nos quede algo de aceite en reserva para reponer. Como alternativa, dispones de las versiones de 4 litros, aptas para vehículos con poca capacidad de carter.

Respecto de las presentaciones en formato de litro, las mismas tienen dos usos principales. Uno de ellos es disponer de aceite adicional para rellenar, en un formato que no ocupa demasiado espacio en tu maletero y puedes llevar a donde quieras. Por otro lado, este formato también es adecuado para vehículos con una gran capacidad de cárter y que requieren más de cinco litros para el cambio.

 

 

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
DMCA.com Protection Status