10 usos del aceite de argán para disfrutar de sus beneficios

Última actualización: 12.08.22

Este sitio web está sostenido por los lectores. Cuando compras a través de los links de nuestra página, podemos ganar una pequeña comisión de afiliación. Revisa más información sobre nosotros.

 

Durante siglos, en Marruecos, el aceite de argán ha sido conocido como el oro líquido, por tratarse de un extracto natural con numerosas propiedades para la salud y el cuidado físico. Así que, es muy útil conocer al aceite de argán y sus beneficios para aprender cómo utilizarlo en el día a día. 

 

La naturaleza es tan sabia que nos ofrece en las plantas y sus extractos muchos remedios y productos para el cuidado de nuestro cuerpo, mejorando la salud y el bienestar en general. 

En este sentido, los aceites esenciales han sido utilizados durante siglos en su forma más natural y, actualmente, como principio activo de fórmulas cosméticas para el cuidado de la piel, el cabello, uñas, entre otros. 

Uno de estos extractos que ha revolucionado la cosmética natural es el aceite de argán, un óleo que se extrae del prensado de los frutos del árbol Argania Spinosa, original de Marruecos.

 

De Marruecos para el mundo

La historia sobre el origen del aceite de argán se relaciona estrechamente con el del pueblo de Marruecos, pues la planta de la que se obtiene el extracto se encuentra en la región comprendida por las poblaciones de Marrakech, Essaouira, Tamanar, Tiznit, Sidi Ifni y Taroudant. De esta forma, el oro líquido se convirtió en un emblema del país africano.

Según datos históricos, los fenicios utilizaban el aceite de argán como el combustible para las lámparas, pero fueron los bereberes, nativos del norte de Marruecos, quienes descubrieron las propiedades alimenticias y cosméticas del extracto, incorporándolo en sus hábitos diarios.

En la gastronomía marroquina se utiliza el aceite de argán puro extraído del prensado de las semillas tostadas del fruto, mientras que para el uso cosmético, la extracción del óleo se realiza de las semillas crudas, a través de un proceso de prensado en frío.

De esta forma, el aceite de argán comestible tiene un aroma avellanado y es de color dorado oscuro, a diferencia del extracto para fines cosméticos que huele a especias y es de color amarillo claro.

Para qué sirve el aceite de argán

Cuando buscamos información sobre el aceite de argán y sus usos nos encontramos con numerosas recetas y formas de aprovechar todas las propiedades del aceite de argán para la piel con acné, fortalecer el cabello quebradizo, humectar la piel y hasta ayudar a disimular las estrías. 

Por esta razón, hemos elaborado un resumen de las 10 maneras de utilizar el aceite de argán que puedes aplicar diariamente.

  • Hidratante facial: Usar aceite de argan para la cara es un acierto porque, el alto contenido de antioxidantes y vitamina E en el extracto, frena el envejecimiento y devuelve elasticidad. Por tanto, puedes aplicar una gota cada noche para hidratar el cutis naturalmente. Coloca la gota en la palma de tu mano y caliéntala con un suave masaje antes de aplicarla en el rostro con movimientos circulares.  
  • Sérum para contorno de ojos: Si quieres evitar la aparición precoz de las arrugas en el contorno de los ojos, puedes aplicar una gota de aceite en tu dedo y extender con suaves golpecitos por toda la zona superior del ojo desde el inicio de la nariz hasta la sien, siguiendo el contorno del hueso ida y vuelta. Después aplica otra gota de aceite en tu dedo y repite el procedimiento, esta vez en la zona inferior. 
  • Tratamiento de acné: Entre las propiedades del aceite de argán para el cutis está la desinflamación de las lesiones de acné, así como la regeneración celular de la piel para cicatrizar más rápidamente. Esto es posible gracias al alto contenido de ácido linoleico, un ácido graso esencial que fortalece la barrera lipídica del cutis. Puedes aplicarlo en las regiones con más espinillas y puntos negros, pero antes lava bien el rostro y aplica un poco de aceite de árbol de té directamente en las lesiones de acné, con ayuda de un bastoncillo de algodón.
  • Prevención de estrías: Aplicar frecuentemente aceite de argán en la piel ayuda a evitar la aparición de estrías, por su alto contenido de vitamina A y E. Lo recomendable es usar dos o tres gotas, calentarlas en la palma de la mano y después dar un masaje en el abdomen, muslos, glúteos y otras zonas susceptibles a las estrías. Y si ya las tienes, puedes preparar una mezcla de aceite de argán con azúcar morena antes del baño para exfoliar la piel, favoreciendo la circulación y regeneración celular. Después, solo tienes que aplicar un poco de aceite de argán puro directamente hasta que se absorba.
  • Controla el encrespamiento: En los productos capilares se aprovechan también las propiedades del aceite de argán para el pelo rizado, ya que colocando algunas gotas en el cabello se puede peinar mejor. Asimismo, después del secado o alisado con plancha, puedes aplicar unas gotas en tus manos y extenderlas en toda la extensión del cabello para controlar el encrespamiento generado por la energía estática.
  • Ataca la caspa: Si tienes caspa o el cuero cabelludo seco, puedes aplicar aceite de argán en el cabello cada noche, masajeando la raíz y dejando actuar toda la noche. Al día siguiente, puedes lavarte el cabello con normalidad. En poco tiempo notarás cómo disminuye la caspa, pues el cuero cabelludo estará humectado y más saludable.

  • Cabello opaco y puntas abiertas: En los cabellos con químicas y tintes abrasivos, el brillo natural se pierde y las puntas se debilitan. Con aceite de argán puedes dejar el corte de cabello como última opción, ya que un uso constante del extracto ayuda a recuperar el brillo del cabello y mejora la apariencia de las puntas abiertas. Consecuentemente, un corte de puntas será bueno para revitalizar el cabello, pero si usas las gotas de este extracto evitas que se vuelvan a abrir. 
  • Pies agrietados: A veces, los pies son la parte del cuerpo a la que menos le prestamos atención y eso termina en talones agrietados y piel muy seca. En este sentido, hacer un masaje profundo con aceite de argán en las zonas más críticas ayudará con el problema. Después de que se absorba el producto, colócate unos calcetines y deja actuar durante toda la noche. Haz este tratamiento por varias semanas y poco a poco notarás como se hidrata la piel. 
  • Protector labial: Evita la sequedad de los labios y mantén una apariencia saludable aplicando una gota directamente en ellos, frota suavemente hasta que se absorba el extracto, y de ser necesario retira el exceso con una toalla de papel. Esto lo puedes hacer cada noche antes de irte a dormir. De esta forma, el aceite de argán y sus propiedades humectantes actuarán mientras descansas.
  • Cosmético natural: Si te gusta la cosmética y eres capaz de preparar tus productos de belleza, con el aceite de argán puedes hacer una BB cream. Esta es una crema hidratante con color más protección solar, y aunque hay muchas marcas comerciales de este producto, puedes preparar la tuya de forma natural. Para ello puedes adquirir polvos sueltos con tu tono de piel, preferiblemente orgánicos, y mezclarlos con aceite de argán, agrega también unas gotas de protector solar y corrige la textura, asegurándote de que el color obtenido se adapta a tu tono de piel.

Ya ves que las propiedades del aceite de argán pueden solucionar algunos problemas de belleza y cuidado personal. Además, su uso no es nada complicado y tampoco su adquisición, ya que existen muchas tiendas naturistas que se encargan de vender este extracto con alto contenido de pureza. Así que, si estás decidida a incluir este óleo natural a tu rutina de belleza busca y consulta las opiniones de otras usuarias para que consigas el mejor aceite para cuidar tu piel y cabello. 

 

Deja un comentario

0 COMENTARIOS

DMCA.com Protection Status