Los mejores calientacamas

Última actualización: 13.11.18

 

Calientacamas – Guía de compra, Opiniones y Análisis en 2018

 

Si estás pensando en adquirir un calientacamas, ten presente que, además de los indicadores de la calidad del producto, debes valorar también la opinión de los usuarios acerca de la experiencia de uso. Esto podrás observarlo al comparar cada modelo, identificando cuál es el indicado para ti. Ciertamente, la tarea puede requerir más tiempo del que dispones, por eso la hicimos por ti, identificando dos modelos que lideran las preferencias de los compradores. Primero, tenemos al Imetec Relaxy IntelliSense 16050M, que se calienta en un rango aproximado de 5 minutos, admite la regulación en 6 niveles de calor distintos, tiene un tejido que resulta agradable al contacto con la piel y puede conservar la temperatura durante toda la noche, gracias a un sensor que tiene incorporado. Segundo, encontramos al Medisana HU665, con 3 niveles de temperatura y un modo de desconexión automático luego de 180 minutos de inactividad, que le ayudan a prevenir su deterioro o algún tipo de accidentes.

 

 

Tabla comparativa

 

Lo mejor de los mejores

Lo bueno
Lo Malo
Conclusión
Ofertas

 

 

¿Cuál es el mejor calientacamas del mercado?

 

Para combatir el frío o el malestar de los huesos, pueden utilizarse muchos productos, pero uno de los más recomendados son los calientacamas. Si estás pensando en adquirir uno, hay determinadas características que puedes considerar antes de comprar.

Por eso, hemos realizado una guía para comprar el mejor calientacamas, en la que te explicamos las propiedades que debe tener para que sea bueno y económico, de acuerdo a las necesidades de cada usuario.

Guía de compra

 

Tamaño

Si estás pensando en hacer una comparativa de calientacamas, un factor que no debes dejar de lado es el tamaño del cobertor. Esto, en gran medida, incide sobre el precio del producto, es decir, mientras más grande sea, su precio será más caro, mientras que si es más pequeño, suele ser más barato. De acuerdo a tus necesidades, debes seleccionar el tamaño de la manta.

En el mercado actual, pueden conseguirse desde algunos modelos de tipo individual, hasta otros de mayor tamaño que son llamados dobles. Estos últimos suelen utilizarse en camas grandes o matrimoniales para quienes duermen en pareja.

Una de las ventajas de los calientacamas eléctricos dobles es que la mayoría dispone de una generación de calor independiente y este tipo de modelos es el que debe buscarse. En este sentido, la persona del lado derecho puede utilizar la manta que genera mayor calor, sin perjudicar a la persona del lado izquierdo y sin que esto afecte el funcionamiento del artículo.

 

Materiales de fabricación

Los calientacamas son artículos pensados para colocarse sobre los colchones, por lo que están en contacto directo con el cuerpo y, por ende, deben ser confortables y disponer en su elaboración de materiales que sean de un elevado nivel de calidad que, además de confort, garanticen durabilidad.

Estos productos deben estar fabricados en textiles como poliéster, algodón u otros tejidos cómodos y acolchados que le den un mejor reposo al cuerpo.

Al mismo tiempo, conviene que permitan el lavado sin complicaciones en caso de manchas o suciedad por tiempo de uso, solo llevándolos a la máquina para que salgan como nuevos. Muchas veces pensamos que lo barato es lo mejor, sin embargo, hay que saber analizar los factores y decantarse por calidad y economía en un solo producto.

 

Niveles de intensidad y mando

Antes de adentrarte en temas de precio y saber cuánto cuesta un calientacamas, debes observar que dentro de sus características posea un mando para controlar la intensidad del calor generado por la manta.

De acuerdo al modelo, estos cobertores eléctricos de colchones tienen distintos niveles de temperatura, para graduarlos de acuerdo a las necesidades de los usuarios y del frío en el exterior. Algunos modelos poseen desde dos hasta seis niveles para regular, siendo por lo general el calor más intenso en los números altos y más bajo en los de menor rango.

En el mercado actual, la gran mayoría de estos productos disponen de un control o mando de fácil acceso, que va unido al cable de electricidad. Incluso algunos poseen en este mando una pequeña pantalla indicativa del nivel, así como de la temperatura del calor generado.

Otros tienen una luz que indica cuando están encendidos, pero con todos se puede controlar el nivel, ya sea a través de un botón deslizante o digital. Estos mandos resultan también convenientes en los modelos dobles, que se utilizan y controlan de manera individual a cada lado.

Seguridad

Los calientacamas son productos que funcionan a través de un cable conectado a la corriente, que es lo que les permite generar la intensidad de calor que emanan; muchos de ellos funcionan a partir de una potencia de 60 W. Por esto, la seguridad no debe dejarse de lado a la hora de seleccionar un modelo.

En este sentido, existen en el mercado diversos tipos de mantas o cobertores eléctricos, pero debes chequear que dispongan de un cable grueso, que aísle de manera correcta la corriente para así evitar accidentes.

De igual modo, antes de comprar un determinado modelo es importante revisar que disponga de un sistema de seguridad, que cuente con apagado automático o sensor de calor, que permita al dispositivo cortar la energía y apagarse en caso de un sobrecalentamiento.

Muchos de estos productos vienen con la opción de fábrica de regular el tiempo de actividad, mientras que otros se apagan tras un uso continuo de 8 horas. Por su parte, otros solo requieren de 180 minutos de inactividad sobre el control para ejercer el apagado automático o, en su defecto, cuentan con tecnologías para regular la temperatura emanada de acuerdo al calor corporal y al frío del ambiente.

 

¿Cuál es el mejor calientacamas del 2018?

 

Los calientacamas son un artículo que puede ser requerido cuando llegan las bajas temperaturas, para poder mantener cálido el cuerpo y ayudar también a aliviar dolores musculares. Para facilitarte la tarea de encontrar una manta adecuada, hemos elaborado una lista con los mejores calientacamas del 2018, según la opinión de los usuarios.

 

Productos Recomendados

 

Imetec Relaxy IntelliSense 16050M

 

Este modelo es considerado por algunos usuarios como el mejor calientacamas del mercado, porque tiene características que lo hacen resaltar entre otros modelos.

Por ejemplo, la capacidad de calentar en corto tiempo, pues en 5 minutos la temperatura de la manta ya es cálida. Además, dispone de un tejido acolchado que lo hace cómodo al contacto con el cuerpo.

El modelo es recomendado por ser práctico, ya que tiene seis niveles de calor, de manera que se puede seleccionar la intensidad de acuerdo a las necesidades y al clima exterior.

Aun con los cambios de temperatura, esta manta mantiene el mismo nivel de calefacción que el cuerpo requiere, gracias a su sensor de temperatura inteligente.

Una de las ventajas del modelo es que es lavable tanto a mano como en máquina. Además, se puede controlar a través de un mando que permite regular la intensidad del calor. Sus dimensiones de 150 x 80 cm la convierten en una manta que ayuda a conciliar el sueño y tener horas de descanso renovadoras.

Si quieres conocer las ventajas acerca del que podría ser el mejor calientacamas del momento, te invitamos a seguir leyendo:

 

Pros

Potencia: Imetec te ofrece un calientacamas que puede alcanzar una potencia máxima de 150W con los que será capaz de ofrecer la temperatura luego de apenas 5 minutos después de haberse encendido para que no tengas que esperar demasiado para descansar.

Tecnología: La tecnología y los componentes empleados en la confección de este modelo le ayudarán a mantener la temperatura ajustada inicialmente durante toda la noche aún si la temperatura ambiental varía para tu comodidad.

Ajustes: Podrás escoger entre un total de seis niveles de calor para tu cama, los que podrás ajustar dependiendo de tus preferencias y la temperatura de la habitación o la época del año.

Mando: Un detalle práctico y muy llamativo es que podrás desconectar el mando del calientacamas para evitar tropezar con él durante la noche o incomodarte al sentirlo bajo el tejido.

Tejido: Este calientacamas está hecho de tejido acolchado italiano de buena calidad para que pueda durarte mucho tiempo. Además, es de color beige, lo que ayuda a disimular la suciedad.

 

Contras

Temporizador: Puede que para algunos usuarios resulte un poco incómodo que solo tenga dos opciones para su temporizador: 1 hora o 9 horas, lo que significa que tendrás que ir encendiéndolo o apagándolo dependiendo de cuánto calor sientas.

Comprar en Amazon - Precio (€64,9)

 

 

 

Medisana HU665

 

Si te preocupan los accidentes con el calientacamas eléctrico y esto no te ha permitido adquirir uno, no debes preocuparte, ya que el modelo Medisana HU665 cuenta con un innovador sistema, que evita el sobrecalentamiento de la manta y envía la orden de desconexión inmediata tras 180 minutos de inactividad.

Esta manta cuenta con 3 niveles para regular la intensidad del calor, que se pueden controlar a través de un mando al que puedes acceder sin necesidad de levantarte de la cama.

Gracias a estas características, el modelo HU665 es reconocido por los usuarios como uno de los mejores, ya que además está fabricado con materiales suaves que pueden ser lavados y que prolongan el tiempo de vida del producto.

Asimismo, estos materiales relajan el cuerpo y ayudan a dar mayor confort en áreas adoloridas para lograr un reposo conveniente. El tamaño del calientacamas es de 150 cm y un ancho de 80 cm, por lo que se ajusta a colchones de estas dimensiones.

Medisana fácilmente podría convertirse en la mejor marca de calientacamas de la actualidad, ya que ofrece productos de buena calidad y desempeño:

 

Pros

Niveles: El calientacamas de Medisana puede trabajar con tres niveles de temperatura diferentes para que actives el que te haga sentir más cómodo para descansar durante la noche.

Automático: Está equipado con un sistema de desconexión automática que desactivará el calientacamas después de 180 minutos desde su encendido para que no tengas que estar al pendiente de apagarlo durante la noche.

Seguridad: También se destaca que posee un sistema de seguridad contra sobrecalentamientos que se encargará de evitar que los componentes puedan alcanzar temperaturas demasiado altas por cualquier razón.

Mando: El mando es compacto e intuitivo para evitar complicaciones de uso por parte de usuarios mayores. Sólo cuenta con un simple indicador y selector desde el nivel 0 para apagado y el nivel 3 para máxima potencia.

       

Contras

Potencia: Puede que la potencia no sea suficiente para personas que tengan baja tolerancia al frío o que tarde demasiado tiempo en calentar en comparación con otras, ya que apenas alcanza los 60W.

Comprar en Amazon - Precio (€26,99)

 

 

 

Beurer TS-26

 

El modelo Beurer TS-26 es recomendado por los usuarios a quienes se preguntan cuál es el mejor calientacamas, porque este modelo cuenta con un amplio tamaño que permite extender el rango de acción del calor con una potencia de hasta 65 W.

Una de las ventajas de esta manta es que es reversible y, además, está fabricada con materiales que permiten lavar la funda tanto a mano como a máquina.

El Beurer TS-26 es un calientacamas doble, con medidas de 150 x 140 cm, que posee dos mandos luminosos para controlar la intensidad de la temperatura de manera independiente entre los 3 niveles que dispone. Así, es posible tener el nivel 1 de calor en el lado derecho y el nivel 3 de calor en el lado izquierdo, sin afectar su funcionamiento.

Está dotado con un sistema de seguridad y un sensor eléctrico que evita el sobrecalentamiento del aparato y, por ende, los accidentes. Además, tiene un modo de apagado automático para prevenir incidentes.

Cuando no estés seguro acerca de qué calientacamas comprar, puedes evaluar su potencia y ajustes permitidos para decidirte:

 

Pros

Doble: Se trata de un calientacamas para colchones de dos plazas, es decir, que podrás compartirlo con tu pareja. Ambos lados pueden tener temperaturas diferentes y cuentan con su propio mando.

Mando: El mando para controlar la temperatura tiene una pantalla con sistema de retroiluminación que te facilitará el ajuste del calientacamas durante la noche.

Mantenimiento: Podrás lavar este modelo en máquina sin ningún problema siempre y cuando utilices agua a 30 °C.

 

Contras

Temporizador: Debes saber que este modelo no cuenta con temporizadores que se encarguen de desactivar la función de calentar de forma automática.

Sujetador: Algunos compradores consideran que deberían haberse integrado sujetadores elásticos para sostener el calientacamas del colchón.

Comprar en Amazon - Precio (€61,38)

 

 

 

AEG WUB 5647

 

Si estás buscando un calientacamas individual, no puedes dejar de lado las características y propiedades de este modelo, que cuenta con un sensor para el apagado automático tras 8 horas de uso.

Además, es el más barato de nuestra lista, por lo que suele ser recomendado por los usuarios como el mejor calientacamas de relación calidad precio. Esta manta térmica está fabricada con materiales de alto nivel de resistencia, que lo hacen un producto duradero y confortable para las horas de sueño, ya que es suave y esponjoso.

Con este calientacamas eléctrico es posible regular la temperatura en tres niveles de intensidad en hasta 60 W, a través de un mando que dispone de un indicador luminoso, para señalar que el producto está siendo utilizado.

Este cobertor tiene unas medidas de 70 x 150 cm, por lo que es suficiente para cubrir el espacio de una persona, mantener la temperatura cálida y brindar calor sobre zonas afectadas por dolores musculares.

Este modelo es uno de los más baratos y ha logrado que algunos compradores afirmen que se trata de, posiblemente, el mejor calientacamas por 30 euros:

 

Pros

Seguridad: El calientacama de AEG destaca por contar con un sistema de seguridad que evita el sobrecalentamiento de este al desconectar el equipo después de 8 horas de uso continuo.

Niveles: Podrás elegir entre tres niveles de temperatura según tu gusto y la temperatura ambiental de la habitación y las sábanas.

Sujetador: Cuenta con sujetadores en sus cuatro esquinas para que puedas fijarlo al colchón y evitar moverlo al dormir.

 

Contras

Lenta: Puede que tarde más que otros en calentar la cama a la temperatura deseada debido a su potencia.

Potencia: Un detalle que debes tener en cuenta es que este modelo tiene una potencia máxima de apenas 60W.

Comprar en Amazon - Precio (€27,1)

 

 

 

Pekatherm UP205D

 

Este modelo del fabricante Pekatherm es un calientacamas fabricado en poliéster y recomendado a quienes buscan una manta doble o matrimonial, por sus dimensiones de 160 x 140 cm.

Este puede utilizarse en una cama grande y dispone de dos controles para graduar la intensidad de la temperatura de calor, emanada por el cobertor de manera independiente en cada lado. Funciona a partir de una potencia de 60 W, que da la posibilidad de seleccionar 3 niveles de calor según las necesidades del usuario.

Esta manta térmica eléctrica es recomendada por ser cómoda y estar elaborada en tejido que permite ser lavado en máquina o a mano, por lo que si se ensucia es posible asearla y quedará como nueva.

 Además de cubrir del frío y mantener cálida la temperatura corporal, esta manta es conveniente también para disminuir los dolores musculares en diferentes zonas del cuerpo. Funciona como una fomentera que da calor directo a las zonas afectadas, disminuyendo así el malestar o sensación de dolor sobretodo en la espalda, el cuello y las piernas.

Con el invierno acercándose es más que recomendable considerar invertir en un buen calientacamas:

 

Pros

Niveles: El sistema de este calientacamas te dejará ajustar la temperatura del tejido en cuatro niveles diferentes.

Mandos: Además, podrás ajustar cada lado por separado, ya que cuenta con dos mandos que funcionan de forma independiente.

Limpieza: Podrás mantener el tejido siempre limpio y libre de suciedad, dado que podrás lavarlo tanto a mano como con máquina.

 

Contras

Delgado: Según la opinión de uno de sus compradores, el tejido de este modelo es un poco delgado, por lo que pueden percibirse los cables internos del producto.

Consumo: Otros comentan que el consumo eléctrico es mucho más alto que el que se podría lograr con el uso de otros modelos de calientacamas.

Comprar en Amazon - Precio (€36,77)

 

 

 

Cómo utilizar un calientacamas

 

Los calientacamas son electrodomésticos novedosos que funcionan como una manta, equipados con unas resistencias eléctricas que permiten mantener la cama caliente durante las estaciones frías de otoño e invierno. En este artículo te mostramos cómo puedes utilizar un calientacamas adecuadamente para evitar riesgos de accidentes.

 

 

Primer uso

Por tratarse de un artefacto eléctrico, el calientacamas tiene que ser usado con precaución, por ello te recomendamos que leas cuidadosamente el manual de instrucciones y tengas en cuenta todas las advertencias especificadas por el fabricante, porque de esa forma le darás un uso adecuado a la manta y te durará mucho tiempo.

 

Revisa que esté en buenas condiciones

Después de haber leído el manual de instrucciones, saca con mucho cuidado la manta de su empaque y revisa que esté en buenas condiciones, que no esté rota en algún lugar, que el enchufe no esté deteriorado y que el control de temperatura funciona correctamente.

 

Colocación del calientacamas

Este artefacto debe colocarse completamente extendido directamente sobre el colchón, la sábana inferior puede se acomodada sobre el calientacamas y después coloca tu sábana y manta como de costumbre.

Recuerda que su uso es exclusivo para colocarlo debajo de las sábanas, jamás debes taparte con el calientacamas ni colocarlo encima del acolchado. Si la manta eléctrica está doblada o arrugada se puede sobrecalentar y habría riesgo de incendio.

 

Enciende tu calientacamas

Una vez colocado sobre el colchón, puedes enchufar el calientacamas para que empiece a funcionar. En ese sentido, debes introducir la toma del mando en el enchufe para conectar el mando de control de temperatura al calientacamas.

Conecta el calientacamas una hora antes de acostarte colocando el botón de regulación de la temperatura en el máximo nivel, y al pasar ese tiempo, la cama estará calentita y acogedora. Si deseas mantener la temperatura de la manta toda la noche, se recomienda que al momento de acostarte regules la temperatura en el nivel mínimo.

Nunca coloques el mando debajo de la almohada ni debajo de las mantas mientras uses el calientacamas, ya que puedes subir la temperatura del aparato mientras duermes y producir un sobrecalentamiento, lo que puede generar serias quemaduras. Cuando no lo estés usando, apaga el aparato y desenchúfalo para evitar cualquier accidente.

 

 

Mantenimiento

Debido al material de fabricación de los calientacamas estos pueden ser lavados en la lavadora, pero siempre debes revisar las instrucciones de lavado. Desconecta el cable de mando térmico antes del lavado y lo deberás introducir a la lavadora en un ciclo delicado.

Después del lavado, puedes introducirlo en la secadora en una programación baja para la fase de secado o si prefieres secarlo al aire libre, colócalo en el colgadero sin pinzas de ropa sobre las partes eléctricas para que no se dañe. No debes utilizar el calientacamas hasta que esté perfectamente seco, por peligro de corto circuito.

 

Almacenamiento

A la hora de guardar el calientacamas es recomendable que sea colocado cuidadosamente en un lugar libre de humedad, preferiblemente en una bolsa plástica debidamente cerrada para evitar la absorción de agua, ya que si no cumples con esa recomendación es probable que se genere algún cortocircuito del sistema eléctrico. Si conservas la misma bolsa del fabricante, guárdalo en ella, debidamente sellado.

 

 

 

Leave a Reply

avatar
  Suscribir  
Notificar de
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votes, average: 5.00 out of 5)
Loading...