Los 5 Mejores Soldadores MIG sin Gas de 2022

Última actualización: 04.12.22

Este sitio web está sostenido por los lectores. Cuando compras a través de los links de nuestra página, podemos ganar una pequeña comisión de afiliación. Revisa más información sobre nosotros.

 

Soldador MIG sin gas – Guía de compra, Opiniones y Análisis

 

A la hora de realizar cualquier trabajo de soldadura, los soldadores MIG ofrecen una opción interesante con la que ejecutar todo tipo de labores de soldado con un proceso donde no es necesario utilizar gas para obtener resultados de calidad. Algo que simplifica el proceso, dado que el tamaño del soldador se reduce, al igual que tampoco es necesario ir cargando bombonas u otros elementos. Entre los soldadores MIG más destacados del momento tenemos el modelo German Force 100 MIG, capaz de trabajar con chapa de 0 a 3 milímetros. Incluye un mini carrete de alambre y alcanza una potencia eléctrica de hasta 90 amperios. También interesante resulta el modelo Vevor X1TT0E1, ya que te permitirá llevar a cabo todo tipo de soldaduras en proyectos, reparación y bricolaje. Su compra incluye varios accesorios y también elementos de seguridad para tu protección.

 

 

Tabla comparativa

 

Lo bueno
Lo Malo
Conclusión
Ofertas

6

Productos
analizados

7

Horas
invertidas

Los 5 Mejores Soldadores MIG sin Gas – Opiniones 2022

 

1. German Force Soldadores MIG sin Gas 100

Ventaja principal:

Este modelo tiene todo lo necesario para realizar trabajos sobre chapa de 0 a 3 milímetros, disponiendo de un buen rendimiento y una potencia de hasta 90 amperios, regulable mediante el panel frontal.

 

Desventaja principal:

Debido al sistema de soldado empleado, no es algo que sea recomendable para recién llegados, siendo conveniente dedicarle algo de tiempo a controlar el proceso de funcionamiento del equipo para obtener los mejores resultados.

 

Veredicto: 9.8/10

Un modelo interesante y digno de aparecer entre los mejores soldadores MIG sin gas del 2022, al ofrecer una potencia adecuada para trabajos de pequeño y medio calado junto a un eficiente sistema de control.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

Caracteristícas Principales Explicadas

 

Potencia y avance

Si para ti el mejor soldador MIG sin gas del momento es aquel que cuenta con una potencia moderada, porque realmente no necesitas más, este producto tiene lo que precisas en tu jornada diaria. Hablamos de un soldador de 90 amperios de capacidad, suficiente para realizar trabajos con grosores de hasta 3 milímetros en materiales diferentes, según la bobina que emplees.

Un modelo que también puedes controlar respecto del avance, con velocidades variables y rendimientos diferentes según el tipo de bobina empleada. Todo ello en un producto que se sitúa entre los más baratos, estando cerca de ser el mejor soldador MIG sin gas por relación calidad precio de todos los que hemos valorado recientemente.

Panel de control

Para que no tengas problemas a la hora de mantener bajo control el funcionamiento del producto, este modelo te ofrece un rendimiento adecuado tanto en el control del avance del hilo como del resto de las funciones del equipo. Funciones que tendrás a mano en el panel de control incluido, donde seleccionar las que precises en cada momento.

Por concretar, el producto dispone de un regulador de la velocidad de salida, así como un sistema de activación del vertido, ofreciendo ambos buenos resultados en lo que a mantener bajo control la salida y aplicación del material se refiere. Así que no tardarás demasiado tiempo en sacarle partido a este producto.

 

Seguridad

Para evitar posibles riesgos durante el proceso de soldado, este producto incorpora todas las medidas de seguridad necesarias. Entre ellas contamos con un sistema clase H de aislamiento, mejorando así el rendimiento y dando mayor seguridad al producto. Lo mismo ocurre con respecto del polvo y la humedad, que incluye una protección IP 21 para evitar daños al producto.

Algo parecido ocurre con el resto de medidas de seguridad ya habituales, como el sistema de refrigeración que evita el sobrecalentamiento de la unidad. Algo a lo que se une la protección frente sobretensiones, de modo que no existen riesgos de descarga durante el proceso de uso y soldado de tus piezas.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

2. Vevor X1TT0E1 Soldadora MIG 160 Amp

 

Las máquinas para soldar MIG sin gas son más cómodas de usar y mantener que las convencionales, por lo que queremos que conozcas la Vevor X1TT0E1.

Se trata de un soldador MIG sin gas que trabaja con un amperaje de 160 Amp y emplea tecnología de inversores IGBT mediante la que se incrementa la estabilidad del arco, para soldar materiales como hierro, acero y otros metales.

En cuanto a su tamaño, presenta unas dimensiones de 52,7 x 38,1 x 30,9 centímetros y su peso es de 14,5 kilogramos. No obstante, tiene integrada un asa superior para cargarlo fácilmente, así como también protectores de plástico en las esquinas que mantendrán su integridad.

Otro aspecto llamativo se encuentra en sus accesorios. La compra de este soldador de Vevor incluye antorchas de soldadura, porta electrodos, pinza de tierra, martillo de escoria, lentes de seguridad, cepillo, entre otros elementos.

Pudiendo tratarse del mejor soldador MIG sin gas, te invitamos a conocer los siguientes y pros contras más importantes:

Pros
Diseño:

El equipo soldador tiene una fabricación resistente, duradera y robusta, para que puedas usarlo con confianza.

Display:

Tiene incorporado un display con el que podrás controlar el amperaje y el voltaje.

Tecnología:

Trabaja con tecnología inversora IGBT con la que podrás soldar distintos tipos de materiales.

Accesorios:

La máquina viene acompañada por varios elementos de seguridad, cables y herramientas, para usarla con comodidad.

Contras
Precio:

Esta opción supera en precio a otros modelos mencionados en el listado.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

3. Royal Power MIG 130 Sin Gas

 

Teniendo en cuenta que trabajar con un soldador MIG sin gas resulta más cómodo y práctico que con otros equipos, ahora tenemos para ti Royal Power MIG 130.

Tal como su nombre indica, éste es un soldador MIG sin gas de 130 Amp que podrás aprovechar en todo tipo de trabajos, ya sean de construcción, reparación, instalación, etc.

Tiene un tamaño de 46 x 40 x 23 centímetros y su peso es de aproximadamente 16,4 kilogramos, pero cuenta con un asa que facilitará tanto transportarlo como manejarlo al soldar. A su vez, presenta una carcasa bastante robusta que ayudará a proteger el equipo contra cualquier golpe o caída.

Por otra parte, el rodillo de arrastre del soldador ofrece canales para usar hilos de 0,6 mm y 0,8 mm, aunque podrías instalar unidades de hasta 1 mm en el más grande si lo necesitas y tienes la experiencia adecuada para manejarlo.

Cuando no sepas qué soldador MIG sin gas comprar, estudiar sus ventajas y desventajas te ayudará a tomar una decisión:

Pros
Robusto:

El equipo tiene una carcasa resistente y robusta que garantiza su integridad, para usarlo por mucho tiempo.

Ergonómico:

Tiene incorporada un asa en la parte superior con la que podrás moverlo más fácilmente.

Eficiente:

Los usuarios comentan que su desempeño satisface las expectativas y puede aplicarse en múltiples materiales.

Seguro:

Posee protección contra sobrecalentamiento, para evitar cualquier incidente durante su uso.

Contras
Indicaciones:

El manual de instrucciones es demasiado básico y no ofrece información relevante.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

4. SVE Everything Soldador Hilo Continuo MIG 100

 

Otra buena alternativa entre máquinas para soldar MIG sin gas es el modelo SVE Everything, ya que en una única compra obtendrás todo lo que necesitas para trabajar.

Este modelo tiene capacidad suficiente para exigencias estándar en cuanto a soldadura, dado que puedes emplear hilos de hasta 1 mm, para soldar chapas de diferente grosor en todo tipo de proyectos.

Tiene un diseño de estilo clásico con una carcasa equipada con ranuras de ventilación y una correa pensada para facilitar el manejo del soldador MIG, por lo que la herramienta resulta cómoda y ergonómica de usar.

Sumado a lo mencionado, el equipo de SVE cuenta con certificados CE y RoHS que avalan su eficiencia y calidad, así como también protección IP21 contra goteras verticales, aislamiento tipo H y protección contra sobrecalentamiento. Esto te permitirá usarlo sin riesgos, para evitar cualquier incidente durante el manejo.

Teniendo en cuenta que posiblemente sea el mejor soldador MIG sin gas de relación calidad precio, aquí están sus pros y contras:

Pros
Diseño:

El producto muestra una buena calidad de fabricación con acabados robustos resistentes al desgaste.

Seguridad:

Tiene integrado un sistema de seguridad que proporciona protección contra sobre calentamiento.

Certificados:

Ostenta varios certificados que garantizan la eficiencia del soldador en varias áreas de trabajo.

Complementos:

La compra viene acompañada por elementos esenciales para el uso del soldador.

Contras
Acabados:

Aunque incluye varios accesorios, la máscara de seguridad es menos ergonómica que otras opciones.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

5. Reboot ‎MIG 210 Soldador

 

Reboot tiene para ti un potente y cómodo soldador con el que podrás llevar a cabo todo tipo de trabajos en materiales de distinta composición: el Reboot MIG 210.

Este modelo tiene un tamaño de 43 x 18,5 x 30 centímetros y pesa 12,8 kilogramos, por lo que se encuentra entre los equipos más ligeros del listado. Además, su carcasa cuenta con pies para elevarlo del suelo y el asa superior es bastante robusta.

Es capaz de emplear núcleos fundentes de 1 o 5 Kg, así como también cables sólidos de entre 0,8 a 1 mm, lo que ayuda a mejorar el desempeño de la pistola de la bobina. A su vez, esto incrementa el rendimiento, para sacarle más provecho al soldador.

Otro aspecto llamativo es que el equipo de Reboot ofrece un panel de control con display, para que ajustes el voltaje y la corriente a tu gusto, permitiéndote aprovechar la capacidad de la herramienta con distintos materiales de construcción.

Reboot podría ser la mejor marca de soldadores MIG sin gas, por lo que hemos recopilado algunas ventajas y desventajas de su producto:

Pros
Diseño:

Esta opción en soldadores MIG sin gas destaca por su carcasa tanto resistente como colorida y equipada con ventilador.

Tecnología:

Emplea tecnologías especiales que te permitirán usar cables sólidos para soldaduras exigentes.

Configuración:

Es posible ajustar de forma independiente los valores de voltaje y corriente, según tus preferencias.

Multifuncional:

Es capaz de trabajar con materiales diferentes, para aportar practicidad.

Contras
Utilidad:

Se comenta que su capacidad no es suficiente para trabajos que requieran un acabado enteramente profesional.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

Guía de compra – ¿Cuál es el mejor soldador MIG sin gas del mercado?

 

La soldadura MIG es una de las más interesantes a la hora de realizar trabajos de poco calado, dado que simplifica de forma notable esta tarea. Tanto como para prescindir de los gases y permitir disponer de modelos compactos y que puedes llevar a cualquier parte. Un proceso en el que ver cuál es el modelo más destacado de cualquier comparativa de soldadores MIG sin gas te será de gran ayuda a la hora de equiparte. Tanto como los consejos de nuestra guía para comprar el mejor soldador MIG sin gas, que hace fácil esta elección al saber exactamente qué es lo puedes encontrar.

 

Potencia y avance

Para empezar, es necesario valorar la potencia del producto que tengamos delante y verificar la misma, a fin de comprobar que esta se ajuste a nuestras necesidades. Cuanto mayor sea esta potencia, mayor va a ser el tamaño de los trabajos que vamos a poder realizar, sin olvidar que esto influye también en el tipo de materiales sobre los que vamos a poder trabajar. En general, esta potencia va de los 90 a los 120 amperios de los modelos convencionales, lo que puede servirte como referencia.

En cuanto al avance, conviene echarle un vistazo al carrete para verificar la velocidad de salida y la forma que tenemos para gestionar la misma. De nuevo es algo que depende del tipo de producto en lo que a potencia se refiere, siendo conveniente verificar además el diámetro de trabajo sobre el que puede trabajar el modelo en cuestión.

Un aspecto que nos lleva a echarle un vistazo a la zona de montaje del carrete. Aunque la mayor parte de los modelos pueden usar diferentes tipos de carrete, ya estandarizados, nunca está de más comprobar las capacidades exactas del producto que estemos analizando. Especialmente si tenemos previsto realizar trabajos de mayor tamaño o calado a los convencionales.

 

Sistema de control

A fin de aprovechar al máximo las capacidades que tiene el soldador, también se antoja necesario que el panel de control esté en línea con las funciones del producto. Va a ser desde este panel de control desde donde vamos a configurar diferentes parámetros importantes para lograr un rendimiento óptimo. Y aunque su calidad y diseño influye en cuánto cuesta el producto, es una inversión que merece la pena hacer.

Entre estos elementos debería haber una rueda que nos permita elegir el amperaje que queramos usar en cada momento. En algunos modelos más avanzados, alejados de los de corte económico, podemos encontrar pantallas que nos indican ese voltaje directamente y de forma precisa.

En este panel de control también deberíamos encontrar otros elementos, como el botón de encendido, la luz indicadora de sobrecalentamiento o los botones con los que proceder con el avance del hilo, más allá del propio uso de la pistola. Cuanto más completo sea el panel de control que incorpore el producto, más sencillo será sacarle el máximo partido al soldador.

Medidas de seguridad

Puesto que la seguridad laboral es fundamental, más habiendo cargas eléctricas en el proceso, es necesario verificar que el producto que estemos valorando cuente con todas las medidas de seguridad necesarias para prevenir riesgos. Algo que no debe faltar siquiera en los modelos más baratos.

Entre estas medidas tenemos aquellas que evitan estos riesgos eléctricos. Por tanto, el producto debe incluir una protección contra el exceso de tensión eléctrica, de modo que bloquee tanto los riesgos para el propio soldador como el operador. Algo a lo que ayuda una adecuada protección del equipo, que impida la entrada de polvo y humedad en el interior.

Esta protección también debe estar presente de cara a evitar el calentamiento excesivo del dispositivo, en lo que el soldador debe combinar un adecuado sistema de ventilación con la necesaria protección frente al calor que impida que el producto se sobrecaliente. Esta protección detendrá el funcionamiento del soldador cuando supere la temperatura segura, evitando riesgos y daños tanto al propio equipo como al usuario del mismo.

Si necesitas más herramientas en tu taller, tienes también disponible nuestra guía de compresores de aire.

 

 

Cómo utilizar un soldador MIG sin gas

 

Poder contar con la presencia de un soldador MIG sin gas en casa puede ser una excelente decisión, ya que este ayudaría a simplificar notablemente la tarea de llevar a cabo una soldadura, ya sea simple o con cierto grado de dificultad. Siendo así, luego de haberte decidido por un modelo en específico, te aconsejamos tomar en cuenta ciertos detalles que pueden ayudarte con la manera correcta de emplear dicho soldador para que puedas gozar de un excelente resultado cada vez que lo emplees.

 

hombre utilizando un soldador MIG

 

Desempaqueta el soldador

Luego de haber recibido el paquete en casa, ya será hora de desempaquetarlo para poder emplearlo cómodamente. Siendo así, lo primero que deberás hacer será abrir la caja donde se encuentra disponible y posteriormente retirar el material envoltorio que lo recubre y protege de cualquier tipo de daño que pudiera sufrir durante el traslado hasta tu hogar.

Ahora, procede a retirar el soldador con mucho cuidado de la caja, puesto que el mismo podría poseer un peso algo considerable gracias a su material de fabricación. Así como también será importante que logres desempaquetar cada accesorio disponible en el empaque si este es tu caso y, por supuesto, el manual de instrucciones. Pues más adelante será de gran ayuda.

 

Lee el manual de instrucciones detalladamente

Si eres novato en cuanto al uso de este producto, lo más recomendable sería que lograras leerte el manual de instrucciones donde claramente encontrarás descritos los pasos a seguir antes y durante el uso de tu nuevo soldador, como por ejemplo la protección personal que deberás poseer, así como las instrucciones de seguridad y por supuesto el montaje del soldador para entrar en función.

 

Emplea el panel de control adecuadamente

A la hora de comenzar a emplear el soldador adecuadamente, deberás tomar en cuenta el panel de control presente en su estructura, ya sea para regular ciertas funciones, así como para elegir otras en especial.

Cabe destacar que según el modelo que hayas elegido podrás disfrutar de un total de 100 o 200 amperios de potencia, la cual podrías regular a través del amperímetro ubicado en dicho panel de control. Asimismo, también encontrarás el voltímetro ideal para graduar los voltios dependiendo del trabajo que desees realizar.

 

Trabajador soldando con un soldador MIG sin gas

 

Verifica los accesorios disponibles en el paquete

Si el modelo que has adquirido posee algún tipo de accesorios disponibles en el paquete, lo más apropiado sería verificar que se encuentren en buenas condiciones y listos para usar. Pues resultará importante que puedas emplearlos para gozar de una mejor experiencia de uso. Asimismo, si el producto incluye las gafas especiales para soldar será necesario que logres emplearlas cada vez que vayas a hacer uso del soldador.

 

Toma las medidas de seguridad adecuadas

Una vez que hayas decidido comenzar con el uso de tu nuevo soldado, será necesario que tomes en cuenta ciertas medidas de seguridad especiales para evitar cualquier tipo de accidente.

Como por ejemplo, el uso de un casco ignífugo de soldador para poder protegerte parte del cuello, la cara y los lados de la cabeza. Asimismo será esencial la presencia de las gafas de soldar y que por supuesto siempre permanezcan limpias. Otro detalle muy importante que deberás considerar trata sobre el uso de algún vidrio transparente que deberás ubicar entre el lente y el lugar donde vayas a soldar.

 

 

 

Las marcas más populares

 

Cuando se necesitan realizar trabajos de soldadura, los soldadores MIG sin gas constituyen un práctico recurso que ha ganado popularidad como consecuencia de su facilidad de uso y efectividad. Sin embargo, muchos de los usuarios que utilizan este tipo de artículos les interesa también conocer a fondo las marcas más populares del mercado, razón por la cual hemos creado un listado con algunos de los fabricantes que, a nuestro juicio, brindan un mejor servicio y una mayor variedad. Esperamos que la información les sea de gran ayuda.

 

 

La empresa Einhell Germany AG es una empresa de origen alemán que se dedica al diseño, fabricación y venta de una gran variedad de herramientas. El foco principal de Einhell es brindar utensilios de calidad tanto a artesanos profesionales como usuarios normales que buscan realizar trabajos en casa, tener un hobby o actividad o también desarrollar una profesión.

La idea de la empresa inició en el año 1964 cuando su fundador Hans Einhell dio luz verde a su sobrino Josef Thannhuber para llevar una reinvención de su lampistería. Josef era un joven y dinámico ingeniero que había pasado gran parte de su vida recorriendo las principales ciudades del mundo y traía consigo una serie de ideas novedosas para hacer crecer el negocio familiar.

Así empezó una nueva etapa de Einhell, quien más tarde lograría posicionarse como uno de los fabricantes de herramientas de calidad más demandados a nivel global. Actualmente, la compañía cuenta con operaciones en más de 40 países y un amplio catálogo de productos que incluye herramientas de mano y herramientas eléctricas, máquinas estacionarias, herramientas para el jardín y más.

 

 

La empresa GYS fue fundada en el año 1964 en Francia. Aunque esta compañía empezó sus actividades como una pequeña empresa familiar, hoy en día cuenta con alrededor de 650 colaboradores en todo el mundo y un centro de investigación óptimamente equipado. Como compañía, GYS se dedica a la fabricación de equipos de soldadura, cargadores de batería y equipos para la reparación de carrocería.

Consecuentemente, es una gran elección al momento de buscar soldadores MIG sin gas, pues presenta las ventajas que solo un fabricante especializado nos puede brindar.

El gran éxito de la empresa descansa en la calidad de sus productos, la cual, a su vez, se debe enteramente al excelente equipo de investigación y desarrollo que posee. Al contar con un equipo permanente de 60 expertos en múltiples especialidades, entre las cuales se deben nombrar la electrónica y la mecánica, esta compañía puede proveer innovación constante y artículos con la más alta tecnología.

Stanley es otro de los grandes titanes en cuanto al diseño, fabricación y distribución de herramientas se refiere. Esta compañía de origen estadounidense fue fundada en el año 1843 por Frederick Stanley en la Nueva Gran Bretaña, USA.

En ese entonces, sus fundadores perseguían la creación de una pequeña compañía dedicada principalmente a la fabricación de tornillos, bisagras y una pequeña variedad de accesorios concebidos a partir de hierro forjado. Sin embargo, la gran calidad y el cuidado diseño de las piezas Stanley la llevarían a ganar gran popularidad y pronto sus productos empezaron a ser definidos por la excelencia.

Estos altos estándares convirtieron a Stanley en la marca de aquellos que ponía la calidad, la durabilidad y el buen desempeño por delante. Lógicamente, toda esta ética de trabajo pudo traducirse sin mayores problemas a la fabricación de sus herramientas.

Adelantando muchos años en la historia de la empresa, encontramos que, en el año 2010, esta consiguió alianzas estratégicas con una de las mayores empresas desarrolladoras de herramientas en Europa. De esta forma se crea la corporación Stanley – Black & Decker y pasan, en conjunto, a convertirse en el mayor fabricante de herramientas manuales a nivel mundial.

 

 

 

Preguntas más frecuentes

 

Q1: ¿Cómo soldar aluminio con MIG sin gas?

Podrás soldar aluminio si utilizas un alambre de aluminio. Es decir, para aumentar la compatibilidad con el producto a soldar (aluminio), el alambre para soldar con MIG sin gas deberá ser del mismo material. Este detalle será determinante para evitar el desprendimiento y aumentar la resistencia del producto de aluminio que vayas a soldar.

 

Q2: ¿Cómo soldar acero inoxidable con MIG sin gas?

Para que puedas soldar cualquier pieza de acero inoxidable con MIG sin gas puedes utilizar alambres de acero al carbono. Sin embargo, podría no ser la elección más adecuada si la pieza a soldar es grande, por lo que se recomienda que se utilicen los alambres adecuados. Es decir, para que la soldadura se mantenga estable y pueda resistir el proceso durante y después de este, es necesario y más recomendado que utilices alambres de acero inoxidable.

Algunos expertos en la materia aconsejan utilizar el tipo ER308 en vez de usar el 304. De esta manera, podrás soldar piezas de acero inoxidable sin que llegasen a despegarse después, manteniendo un alto nivel de compatibilidad y una fusión adecuada.

 

Q3: ¿Soldadura MIG sin gas o electrodo?

Cada tipo de soldadura tiene sus ventajas y desventajas, dependerá de la comodidad y la destreza que el usuario tenga al realizar soldaduras. Es decir, una soldadura con electrodo te permitirá soldar sobre cualquier tipo de metal y en una sola posición que, en cambio con soldadura MIG sin gas no sucede. Con MIG sin gas podrás soldar en cualquier posición, pero el hilo o alambre que escojas para hacerlo deberá ser compatible con el material a soldar.

Además, las soldaduras con electrodo son mucho más resistentes que soldando con MIG pero, un factor en el que MIG se lleva la ventaja es que reduce el tiempo que tardarías cambiando de electrodo en electrodo, para poder terminar de soldar mucho más rápido.

Por otro lado, las salpicaduras o desperdicios que queden al soldar con MIG sin gas o electrodo dependerán de la destreza, experiencia y tipo de soldadura que tenga y utilice el usuario. Por lo tanto, para escoger entre uno u otro, es necesario tener mucha experiencia con ambos productos para poder realizar una decisión que, sin embargo, podrás hacerla si te sientes cómodo con alguna de las dos opciones.

 

Q4: Soldadura MIG sin gas: ventajas y desventajas

Si has decidido adquirir un equipo soldador MIG sin gas, deberás tener conocimiento de las ventajas y desventajas que tendrás. Una de los beneficios es que podrás realizar soldaduras en cualquier posición que propongas, por lo que no importará si es un simple orificio, grieta o fusión que decidas soldar, ni el lugar en el que se encuentre; podrás soldarla sin ningún problema.

La soldadura que realices será estable y de buena calidad, además este factor también dependerá de tus habilidades para la soldadura. Es decir, que, realizándole un buen soldado con líneas precisas y en el lugar correcto, el producto soldado podrá mantenerse estable y resistente por mucho tiempo.

Otra ventaja y una de las más importantes es que todo material puede ser soldado, siempre y cuando sea compatible. Es decir, que no presente óxido o corrosión y el grosor sea acorde al diámetro del hilo seleccionado. De esta manera, podrás soldar desde los 0,7 milímetros a 6 milímetros con un hilo de un diámetro estándar y así, disfrutar de un producto final con una soldadura resistente.

Por otro lado, también podrás disfrutar de trabajar sin gases que, en exceso, pudieran ser tóxicos. El metano y el dióxido de carbono son una combinación peligrosa y los gases que mayormente se utilizan para soldadura con gas, por lo que se debe tener una máscara protectora y una licencia especial para poder trabajar con ellos, por lo que al trabajar MIG sin gas podrás olvidarte por completo de estas complicaciones.

Algunas de las desventajas al soldar sin gas es que el proceso es un poco más complejo. Es decir, empleando MIG con gas la fusión entre los elementos a soldar será mucho más fácil y rápida. Emplearías menos tiempo y la soldadura estaría garantizada.

Otra desventaja al soldar sin gas es que el producto terminado tendrá salpicados, por lo que dependiendo de la longitud soldada serán las salpicaduras que estarán en la pieza soldada. Cosa que no sucede al soldar MIG con gas, el proceso es más limpio y tendría un acabado con muy buena apariencia.

 

Q5: Soldadura MIG sin gas o con gas

Cabe destacar que el tipo de soldadura MIG con o sin gas se verá reflejada al finalizar la unión de lo que vayas a unir. Es decir, el acabado puede que quede diferente y también influirá la destreza que tengas al soldar, por lo que en pocas palabras si eres profesional soldando sin gas seguramente notes que quedarán residuos alrededor de la soldadura que, después deberás limpiar. Algo que no sucede al soldar con MIG con gas; la obra queda en un estado semi-limpio y con pocas imperfecciones. Adema, nuevamente hay que recalcar que todo influirá en que tan diestro eres con la soldadura.

Por lo tanto, si cuentas con la experiencia suficiente y te sientes 100% capacitado para realizar cualquier tipo de soldadura, independientemente de si escoges MIG con gas o sin gas el resultado se basará en tu destreza y el equipo soldador que hayas adquirido o tengas pensado en adquirir.

 

 

» Revisa la información de años anteriores

 

¿Cuál es el mejor soldador MIG sin gas del mercado?

 

Si tenemos que hacer soldaduras de gran tamaño y calidad, el mercado nos ofrece diferentes opciones. No obstante, la más atractiva son los modernos soldadores MIG sin gas, que simplifican el proceso e incrementan la productividad a la hora de trabajar.

Algo importante para obtener resultados adecuados, como los que ofrecen los  modelos destacados de nuestra comparativa de soldadores MIG sin gas. Y aunque  este sistema tiene una cierta complejidad de uso,la calidad de sus resultados  compensan notablemente el tiempo dedicado a aprender a manejar adecuadamente el equipo.

 

Los soldadores MIG sin gas, igual que todos, tienen diferentes aplicaciones en función de la intensidad eléctrica con la que trabajan. Por tanto, este es el primer aspecto que debes considerar a la hora de hacer tu compra.

Para los trabajos más ligeros un amperaje de unos 100 o 120 amperios puede ser suficiente. Si necesitas hacer trabajos de mayor intensidad puedes subir la apuesta a los 200 amperios, aunque para los más exigentes podemos encontrar modelos de hasta 500 amperios, dentro del mercado profesional.

Para poder trabajar con comodidad es necesario que el producto ofrezca un sistema sencillo, tanto en el control como en lo que se refiere a la aplicación de la soldadura. En el lado del control revisa el formato del panel, donde poder elegir la intensidad de energía o el avance del hilo.

Cuanto más sencillo sea, mejor para mantener un control adecuado. En cuanto a la movilidad del equipo, si este es ligero no tendrás problemas mientras que si es muy pesado conviene ver que incorpore ruedas y otros elementos que faciliten poder moverse con él.

El último aspecto que vamos a destacar de estos productos es el sistema de seguridad y protección del aparato. Una protección que debe ser siempre de calidad para evitar daños al equipo y al operador.

La protección debe ser eficiente para evitar que el calor pueda dañar al equipo, ocurriendo lo mismo con los excesos de tensión eléctrica, para los que el equipo debe incluir un fusible de calidad o un sistema de calidad que corte el funcionamiento en caso de riesgo.

 

 

Imoto 100 MIG

 

Para quienes tengan unas necesidades más ajustadas de soldadura, el modelo Imoto MIG 100 es una buena alternativa. Hablamos de un soldador bueno y económico que nos ofrece una capacidad de soldado capaz de llegar hasta los 100 amperios de potencia, ofreciendo un panel de control sencillo y agradable para mantener el control sobre el proceso de soldado.

Pese a ser un producto sencillo, el equipo cuenta con la protección necesaria para evitar problemas con el sobrecalentamiento o los excesos de tensión eléctrica que a veces afectan a estos equipos.

Y para que además no tengas que comprar nada más, este equipo viene acompañado de todos los accesorios, tanto para el soldado como para el operador, incluyendo las gafas y el cepillo de alambre para la limpieza de la zona donde trabajemos.

Para poder decidir con éxito qué soldador MIG sin gas comprar, debes estar atento a su capacidad y accesorios:

 

 

Display4top Soldador Hilo Continuo sin Gas MIG

 

Si necesitas un kit completo para hacer todo tipo de soldaduras, el soldador MIG sin gas  Display4top MIG130 es todo lo que necesitas. Un producto que no solo incluye un eficiente motor de soldado con una potencia de 50 a 120 amperios, sino que también se acompaña de todos los elementos necesarios para que ese soldado sea eficiente.

Esto te permite realizar soldados en materiales de hasta 3 milímetros de grosor, disponiendo de cuatro niveles con los que ajustar esa corriente de salida a lo que precises. También puedes establecer el modo de avance del carrete, dependiendo de lo que cada tarea necesite.

Y para una mayor seguridad, el producto se acompaña de detalles de calidad, como una clase de aislamiento H o una protección IP21S, para una mayor tranquilidad durante el proceso de soldado.

Si aún no tienes claro que te ofrece este modelo, te dejamos un breve resumen de sus características y funciones más destacadas.

 

 

Soldador sin Gas Turbo Mig

 

Si tus necesidades de soldadura son más sencillas que los modelos propuestos puedes confiar tus trabajos al modelo Silverline Tools Turbo Mig 120 A.

Frente a los modelos anteriores, este cuenta con un nivel máximo de potencia de 120 amperios, con la que podemos ir realizando soldaduras de calidad sobre un alambre de 0,9 milímetros de referencia. Un producto sencillo y ligero con el que poder realizar soldaduras de calidad sin tener que usar gas, obteniendo no obstante la misma calidad de la soldadura que en el resto de modelos que hemos analizado.

El modelo, pese a su tamaño ajustado y su peso ligero, no deja de incluir todas las funciones de seguridad habituales, de modo que ni el exceso de calor ni la sobretensión suponen un riesgo a la hora de trabajar.

Y para que no tengas que gastar nada más el equipo incluye los elementos necesarios para empezar a trabajar desde el principio. Silverline fácilmente podría convertirse en la mejor marca de soldadores MIG sin gas de la actualidad:

 

 

MVPOWER Amarillo

 

Con esta máquina puedes trabajar sin problemas en al menos cuatro materiales comunes, tales como el acero, el acero inoxidable, el aluminio y el cobre, de modo que resulta un equipo con un buen nivel de versatilidad.

En cuanto a la movilidad del aparato y a su manejo en general, encontramos que son sencillos de hacer, gracias a su diseño compacto con un asa de transporte agregada, para mayor facilidad al sujetarlo. Esto se complementa con los 16,5 kg de peso estimados para dicho instrumento.

La potencia de salida de este equipo le permite ofrecer el desempeño esperado, ya que va desde los 50 A hasta los 120 A, de modo que admite un buen rango de regulación, adaptándose así a las necesidades de los usuarios.

El equipo posee la función antiadherente que permite agregar el electrodo de una forma segura y completar su ignición controlando el proceso de la mejor manera. Para reforzar la seguridad y comodidad de uso, se ha agregado un mecanismo de protección contra el sobrecalentamiento, así como un enfriador de aire.

Con todas sus prestaciones, este modelo resulta una buena opción para diversas tareas de soldadura. De allí que hemos sintetizado sus aspectos positivos y negativos más importantes.

Pros
Regulación:

Este soldador admite la regulación de la potencia de salida, pudiendo elegir en un rango que va desde 50 hasta 120 A.

Compacto:

Se trata de un equipo compacto, con una asa de transporte agregada, un peso de 16,5 kg y dimensiones de 34,2 x 18 x 35 cm.

Versatilidad:

Es un soldador versátil, ya que permite trabajar con diversos materiales, especialmente los más utilizados como el acero inoxidable, aluminio y cobre.

Protección:

Cuenta con algunos mecanismos de protección para evitar accidentes y reforzar la durabilidad del equipo, como su sistema de enfriamiento, así como el protector ante sobrecalentamientos.

Contras
Máscara:

Los usuarios han comentado que la máscara que trae adicional no es del todo robusta y que prefirieron reemplazarla para tener un mejor nivel de protección al trabajar.

 

 

Silverline Tools Turbo Mig 120 A

 

Ventaja principal:

Este soldador destaca por contar con una estructura compacta, un peso fácilmente manejable y un asa que favorece su transporte. Por lo cual, podrás llevarlo a cualquier sitio donde necesites realizar trabajos de soldeo.

 

Desventaja principal:

Según la potencia y el amperaje que ofrece esta herramienta, no es recomendada para uso intensivo profesional.

 

Veredicto: 9.6/10

Es una máquina de soldadura idónea para trabajos ocasionales en el taller y para uso doméstico. Los usuarios agradecen que incluya una máscara de protección y un cepillo de alambre.

 

 

Caracteristícas Principales Explicadas

 

Tecnología Mig

En el mundo de la soldadura existen dos tipos de procesos que son los más utilizados por los profesionales de esta rama. Se trata de la soldadura TIG (gas inerte de tungsteno) y la soldadura MIG (gas inerte de metal). En ambos casos, el proceso de soldeo se lleva a cabo a través de electrodos consumibles que forman

un hilo continúo que se une al metal que se desea unir, formando de este modo un solo elemento. El soldador Silverline Tools Turbo Mig 120 A es una herramienta que cuenta con la tecnología MIG sin el uso de gas.

El gas tiene como función la de proteger al metal fundido de cualquier tipo de contaminación presente en el ambiente; al ser eliminado del proceso, la opción más factible es utilizar hilo o alambre tubular con estructura hueca y contentivo de un núcleo fundente. De esta manera, el fundente presente en el hilo se derrite, otorgando la debida protección a la soldadura.

 

Potencia y funcionalidad

De acuerdo a la potencia con la que cuente el equipo, podrás trabajar en diferentes proyectos, ya que de ello depende el rango de amperaje y la intensidad eléctrica que pueda aportar la herramienta, bien sea para soldeos profesionales o domésticos.

Este modelo que hoy que presentamos cuenta con un rango que va desde los 55 hasta los 120 amperios, por lo que es recomendado para labores de bricolaje o trabajos esporádicos semiprofesionales

Es compatible con alambre tubular de 0,9 mm, lo que te permite realizar trabajos en aceros de baja aleación, aceros al carbono, aceros inoxidables y fundición.

Gracias a su capacidad para funcionar sin gas, no tendrás que lidiar con conducciones ni con botellas; así mismo, el proceso no es susceptible al viento y tampoco precisa de una esmerada limpieza del metal base, como sucede en los procesos de soldeo con gas.

 

Diseño

Este modelo de soldador cuenta con una carcasa metálica de gran resistencia, dotada de respiraderos a fin de ventilar adecuadamente las estructuras internas de la herramienta.

Dispone de un cuerpo compacto y relativamente ligero, comparado con otros modelos de su categoría, para ello cuenta con unas dimensiones de 47 x 26 x 42 cm y su peso es de 9 kg. Esto permite que puedas moverlo sin mucho esfuerzo de un lugar a otro; además, para mayor comodidad cuenta con un asa superior que favorece su portabilidad.

Está equipado con un panel de control de manejo intuitivo. Sin embargo, es recomendable si eres un principiante en el ámbito de la soldadura, busques la asesoría de un profesional antes de utilizar esta máquina. Por otro lado, recibirás los cables correspondientes para un eficiente trabajo, así mismo, un cepillo de alambre y una máscara de protección para soldar.

 

» Revisa la información de años anteriores

 

Deja un comentario

4 COMENTARIOS

Alberto Jose Atienza

March 17, 2021 at 7:49 am

Compre un soldador MIG de Einhell hace poco tiempo para cambiar mi viejo soldador, pero no se que pasa que desde que lo tengo no soy capaz de hacer un hilo de soldadura en condiciones. He probado con todos los ajustes posibles e incluso he cambiado de marca de electrodos, pero no hay manera.

Respuesta
BuenosyBaratos

March 18, 2021 at 8:50 am

Hola Alberto,

Por tu comentario, entendemos que ya has trabajado antes con este tipo de soldaduras y que estás dejando la distancia suficiente entre el electrodo y la superficie, para no contaminar la misma. En principio, no hay un motivo claro por el que el hilo salga mal, así que te recomendamos revisar que todos los elementos estén correctamente conectados a la máquina y que la misma esté configurada al amperaje recomendado, para obtener un buen resultado. Si después de comprobar todo esto sigues con problemas, quizá deberías llevar la máquina a revisión, por si pudiera estar averiada.

Un saludo,
Equipo ByB

Respuesta
Daniel Téliz

December 28, 2019 at 8:24 pm

Muy interesante el artículo. Esto por comprar una MIG sin gas por las razones obvias (para comprar gas hay que tener habilitación)lo único que me tiene un poco preocupado es el problema de las proyecciones. Se soluciona con una radial con disco mil hojas, o hay algún otro método más práctico.

Respuesta
Ivan

July 16, 2019 at 8:56 am

artículo muy completo y que me ha sido de buena utilidad. gracias!

Respuesta
DMCA.com Protection Status